Ley de Fomento del Trabajo Autónomo

El Senado ha aprobado la Ley de Fomento del Trabajo Autónomo.

Ley de Fomento del Trabajo Autónomo

La Comisión de Empleo del Senado ha aprobado definitivamente la Ley para el fomento del trabajo autónomo y la economía social, que facilita la posibilidad de capitalizar la prestación por desempleo y amplía la tarifa plana en las cotizaciones a los autónomos que contraten a otros trabajadores.

La nueva norma actualiza la legislación en materia de autoempleo e incluye medidas para promover el trabajo autónomo y la economía social.

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, ha señalado que “la aprobación de esta ley, junto con los esfuerzos de los emprendedores, permitirá que el autoempleo pueda crecer en 550.000 personas hasta 2019”.

A partir de ahora, los diferentes incentivos en vigor, que estaban dispersos en diversas normas, se recogen en un único texto que se incluirá en el título V de la Ley del Estatuto del Trabajo Autónomo y en la Ley de Economía Social.

La nueva norma amplía, además, algunos incentivos ya existentes y pone en marcha nuevas medidas para impulsar el autoempleo, ya sea individual o colectivo.

La ley aprobada hoy fija la cuota por contingencias comunes en 50 euros durante seis meses; amplía el incentivo a los autónomos que inicien una actividad por cuenta propia y posteriormente contraten a trabajadores; y extiende los supuestos de la Tarifa Plana Especialmente Protegida a las víctimas del terrorismo y de la violencia de género.

Tanto en el caso de personas con discapacidad como en el de las víctimas del terrorismo y la violencia de género, la reducción de cotización se amplía a doce meses.

La norma extiende, como independencia de la edad del solicitante, la posibilidad de capitalizar hasta el cien por cien de la prestación por desempleo para facilitar la inversión y los gastos iniciales de una actividad por cuenta propia.

Se podrá capitalizar el cien por cien de la prestación en un único pago, capitalizar sólo una parte y utilizar el resto para abonar las cuotas a la Seguridad Social o dedicar todo a pagar las cuotas sociales.

Por otro lado, los mayores de treinta años podrán compatibilizar durante un máximo de 270 días la prestación por desempleo con el alta en el Régimen Especial de los Trabajadores Autónomos (RETA), opción reservada hasta ahora para menores de esa edad.

Para favorecer la seguridad del emprendedor, se amplia desde los 24 hasta los 60 meses la reanudación de la prestación por desempleo una vez iniciada una actividad por cuenta propia.

La nueva ley introduce la posibilidad de que los autónomos económicamente dependientes -aquellos que perciben al menos el 75 % de sus ingresos de un único cliente- puedan contratar un trabajador en determinadas circunstancias.

También se amplían los incentivos para los familiares colaboradores, que podrán beneficiarse de bonificaciones en las cuotas a la Seguridad Social en el RETA.

Para facilitar la incorporación de nuevos socios a las entidades de la Economía Social, la nueva norma amplía las bonificaciones a todos los tramos de edad.

Además, el nuevo texto reconoce a los Centros Especiales de Empleo y a las Empresas de Inserción como entidades prestadoras de servicios de interés económico general.

Enlace | Ley de Fomento del Trabajo Autonónomo

Etiquetas: LEY DE FOMENTO DEL TRABAJO AUTONOMO


Pau es doctorando (PHD) en análisis económico UNED y un gran experto en temas de Trámites Online para españoles y extranjeros. Sus pasiones son el Ajedrez, Internet y el té.

¿Te ha gustado? ¡comenta!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *